El 2022 está demostrando que es un año difícil, de inestabilidad económica y conflictos armados globales. Lo peor es que esta inestabilidad va a continuar por un tiempo. 

El 2022 está demostrando que es un año difícil, de inestabilidad económica y conflictos armados globales. Lo peor es que esta inestabilidad va a continuar por un tiempo. 

Pexels

El 1ro. de enero de este año escribí un artículo aquí en el Nuevo Herald que se llama “Predicciones astrológicas para el 2022: año de transformaciones y momentos difíciles”.

En ese artículo, entre otras cosas, comenté que debíamos prepararnos para una hiperinflación, que el costo de los alimentos continuaría subiendo, y que las insuficiencias en las cadenas de servicios, junto con el cambio climático, causarían una grave escasez de suministros, e incluso de agua potable en todo el mundo.

VER VIDEO EN YOUTUBE

Subrayé también que Estados Unidos estaba viviendo su Retorno de Plutón, un período asociado con luchas de poder e inestabilidad política, con implicaciones en el plano económico.

Señalé que íbamos a ver un estado de ánimo creciente de malestar social en el país, y que emociones fuertes, y potencialmente violentas, serian desencadenadas por temas latentes como el aborto, la inmigración, corrupción política, desigualdad de recursos y justicia. Todo eso ya está sucediendo, desafortunadamente cada día hay más pobreza, inmigración, inseguridad, cambios climáticos, conflictos políticos y hambre.

La guerra en Ucrania está causando una enorme crisis humanitaria, la economía de Ucrania está siendo devastada y esta guerra está desencadenando efectos dominó globales a través de múltiples canales, incluidos los mercados de productos básicos. En muchos países, el aumento de los precios de los alimentos y el combustible está exacerbando la pobreza, la inseguridad alimentaria, y aumentando las presiones inflacionarias.

Nostradamus escribió hace 450 años un libro llamado “Profecías”, con una larga la lista de aciertos entre los que encuentran el presagio de las bombas de Hiroshima y Nagasaki, la subida de Hitler al poder, el asesinato de John F. Kennedy y los ataques contra las Torres Gemelas de Nueva York en septiembre del 2001.

Para este 2022, el astrólogo predijo el impacto de un asteroide contra la Tierra, que por suerte no ha sucedido, aunque nos han pasado varios cerca, inflación, hambre, escasez de agua y catástrofes naturales (que nos están sucediendo en este momento), la muerte de un personaje de celebridad mundial, que los robots de inteligencia artificial se apoderarán de la Tierra, y que una ciudad europea sería invadida por el enemigo, esto último puede claramente identificarse con la invasión rusa a Ucrania.

Con respecto al 2023, Nostradamus predijo un conflicto bélico a gran escala, y las palabras de Nostradamus pueden referirse a una Tercera Guerra Mundial que nacería a partir del conflicto ucraniano. No creo que esto suceda, pero si estoy segura de que los meses que nos quedan del año, y casi todo el 2023 estaremos en recesión.

La atmósfera está bien confusa y hay señales de quebranto económico a nivel mundial, el mismo euro, la divisa más importante de Europa disminuyó una quinta parte de su valor frente al dólar y esta devaluación encarecerá las importaciones, creando una mayor presión inflacionista, todo esto sumado al dilema de poder sostener una solidez energética ante la lucha entre Rusia y Ucrania.

Aquí en Estados Unidos la crisis de inflación la hemos sentido con más fuerza al ir a comprar al supermercado o a la gasolinera, y aunque la inflación no alarma a las autoridades, sí está maltratando a las personas con recursos más escasos. Donde quiera que mires hay caos; si observas los precios de las propiedades te das cuenta de que han subido consistentemente en los últimos meses creando una escasez de viviendas disponibles para la venta o para alquiler.

¿Qué dice la astrología de todo esto? Ya he escrito de este tema, que es el Retorno de Plutón en la carta natal de este país, de hecho, lo estamos viviendo ahora mismo.

El tránsito de este planeta en Capricornio por el área que representa la economía y los recursos de este país va a ser aplastante y letal, de hecho, cuando Plutón entró en Capricornio en el 2008, se dio una de las recesiones más gigantescas. El retorno exacto de Plutón sucede en varios periodos, pero los intensos serán durante el resto del 2022. Específicamente ya lo hemos estado sintiendo desde junio porque la conjunción es exacta, esto perdura hasta la primera quincena de agosto, entre diciembre de 2022 y la primera quincena de enero de 2023, y entre el 20 de septiembre y el 31 de octubre de 2023.

En 2020 el mundo quebró con la pandemia, pero ahora se están desmoronando varias capas de nuestra estructura. Mi consejo es que trates de cuidar tu empleo porque en épocas de inseguridad no es recomendable dejar un trabajo seguro para experimentar en otro lugar; que elimines gastos superfluos, prioriza tus compromisos, y no entres en terror.

Muchas personas reaccionan histéricamente frente a una posible crisis económica, pero lo inteligente es mantenerse tranquilo, planificar por adelantado, valorar las alternativas y mantenerse bien informado.

Alina Rubi es una astróloga e instructora espiritual que ejerce en Miami. Contacto: 305-842-9117, astralrain29@gmail.com; Facebook: Rubi Astrologa; Instagram: alinarubiastrologia; www.esoterismomagia.com.

Artículos relacionados el Nuevo Herald